Regresar a soychile
  • Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
    Abrir en nueva ventana

    Familiares de asesinados de Yalquincha exigen pena máxima

    Las madres de Aniet Lavia Barrosa (27) y Bryan Barrera Fres (29), respectivamente, lideraron manifestación en las afueras de la Fiscalía exigiendo justicia para sus hijos.

    En las vísperas de Navidad un grupo de niños que paseaba en bicicleta por el sector de yalquincha realizaron un macabro hallazgo. Al interior de un refrigerador y un tambor se encontraban los cuerpos de Aniet Lavia Barrosa (27) y Bryan Barrera Fres (29).

    La investigación de los hechos a arrojado hasta el momento tres detenidos.

    Hoy, las madres de las víctimas encabezaron una manifestación en las afueras de la Fiscalía Local de Calama.

    “Yo espero la pena máxima, porque ellos no merecían morir así. Fue una muerte tremenda, terrible y dolorosa. Notros como familia estamos destrozados, es algo que no se lo deseo a ninguna madre”, declaró la madre de Aniet Lavia, Myriam Barrosa.

    Por su parte la abuela de Bryan Barrera, Nora Fres, manifestó su deseo de que quienes resulten responsables del asesinato de su nieto pasen el resto de sus días tras las rejas.

    “Lo que yo quiero, lo que yo espero y por lo que no voy a descansar y voy a pasar los días que sean necesarios acá protestando, es justicia. Quiero que los asesinos se pudran en la cárcel”, expresó Nora Fres.

    Los familiares de las víctimas reconocen la adicción que ambos presentaban, pero que bajo la mirada de quien sea, nadie tiene el derecho de quitarle la vida a otra persona, por lo que la cadena perpetua es lo que esperan para los culpables del macabro hecho.

    Asesinato

    Según los antecedentes expuestos en este control de detención por la fiscalía, la primera en ser asesinada fue Aniet Lavia, la que habría llegado hasta la vivienda de los homicidas para comprar droga.

    Por cosas que son materia de investigación, los vendedores pensaron que los iba a delatar a la policía, amarrándola y golpeándola brutalmente. Posteriormente le dieron muerte, asfixiándola con un cordel.

    Pasaron algunas horas y a esta misma vivienda, llegó Bryan Barrera, quien también fue a adquirir droga, teniendo el mismo final. Tuvo un altercado con los asesinos y con él se ensañaron, al grado que después de tantos golpes, sufrió fracturas en su cuerpo.

    Una vez cometido ambos asesinatos, trasladaron los cuerpos hasta el sector de Yalquincha y por resultado de la autopsia, habrían intentado cortar el cadáver de Barrera por no caer en el tambor. Decisión que finalmente no se tomó.

    Los tres sospechosos se encuentran en prisión preventiva..
    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más en soycalama.cl