• Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
    Abrir en nueva ventana

    Un delincuente intimidó con un arma de fuego a una trabajadora sexual en Calama

    Ingresó a un recinto de citas simulando ser cliente, pero luego sacó un revólver desde su vestimenta y huyó con dinero en efectivo que robó en el lugar.

    Una situación difícil de olvidar vivió una mujer que se dedica al comercio sexual, luego que un hombre ingresara al recinto de citas privadas donde se desempeña e intentara robarle utilizando un arma de fuego para intimidarla.

    Este hecho se produjo al interior del inmueble habilitado para este tipo de servicios, cuando el delincuente de 20 años ingresó al recinto, simulando ser un cliente.

    Al iniciar un diálogo con una de las trabajadoras, fue otra de éstas quien lo reconoció como un conocido delincuente, por lo que lo encaró. La discusión terminó con el hombre extrayendo un arma de fuego, con la cual comenzó a intimidar a las trabajadoras del lugar.

    Aprovechando el temor infundido, el delincuente tomó dinero en efectivo que las mujeres mantenían en un cajón registrado por el antisocial y tras retirarlo, salió del lugar, siendo seguido por éstas y por transeúntes que se sumaron a la solicitud de ayuda.

    Gracias a la ayuda recibida, las dos mujeres lograron retener al delincuente, el que debió ser reducido con fuerza por quienes las apoyaron, quitándole el dinero en efectivo y el arma utilizada para intimidar a sus víctimas al interior de la casa de citas.

    Luego de dar aviso a Carabineros, efectivos policiales lo trasladaron al servicio de Urgencias para la constatación de lesiones y luego fue derivado a la Primera Comisaría, donde debió afrontar los procedimientos correspondientes y establecidos para este caso.

    Ahí se logró establecer que el arma utilizada era a fogueo y que además el antisocial presentaba antecedentes previos por otros delitos, por lo que pasó a control de detención.
    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más en soycalama.cl