Municipio de Ancud denunció a Pablo Ossio por presunta apropiación indebida

La denuncia responde a una anomalía descubierta por el municipio ancuditano luego de que este solicitara una rendición de cuentas al Club Deportivo Cóndor de Pugueñun.

$ La acción legal fue presentada en la fiscalía de Ancud por la asesora jurídica del consistorio local, Carol Schwerter, por una presunta triangulación de fondos públicos efectuados por el ex alcalde de esa comuna, Pablo Ossio.

Cumpliendo con la obligación que por ley recae en el alcalde de Ancud, Federico Krüger, cuando se ha detectado alguna irregularidad que pueda propiciar carácter de delito es que, tras una investigación sumaria, se concluyó la participación del ex jefe comunal en una posible apropiación indebida.

“Consideramos que esta acción puede constituir carácter de delito dado que de acuerdo a la investigación sumaria se puede deducir que el ex jefe comunal habría incurrido en una actitud inapropiada que fue financiada con recursos municipales”, explicó Krüger.

La denuncia responde a una anomalía descubierta por el municipio ancuditano luego de que este solicitara una rendición de cuentas al Club Deportivo “Cóndor de Pugueñun” respecto de un aporte otorgado por la entidad consistorial de 250.00 pesos, monto que no pudo ser justificado por la entidad deportiva dado que la factura se encontraba a nombre del municipio y no a la agrupación receptora.

De acuerdo a la declaración entregada por el presidente del Club, José Yentsen, durante la presentación de la cuenta pública, correspondiente al año 2004, el alcalde de la época anunció que a través del Fondecom los deportistas habrían recibido la suma de 1.200.000 mil pesos para la compra de materiales de construcción para su sede social, anuncio que sorprendió a los dirigentes del gremio dado que una vez adjudicados los fondos no recibieron dichos dineros.

Es por ello que Yentsen “notificó de la situación al otrora líder comunal quien, para resolver la problemática, les ofreció un aporte de 250.000 pesos entregándole un cheque personal indicándole que una vez cobrado el documento debía devolver el dinero en efectivo al titular de la cuenta”, argumentó la abogada persecutora.

Posterior a ello, continuó Schwerter, les indicó que debían comprar los materiales en una casa comercial determinada por el mismo monto entregado al mismo tiempo que el ex jefe comunal emitiera una orden de pedido por la cifra equivalente a los dineros que ya habían sido devueltos por José Yentsen.

“Tras recibir el capital, Pablo Ossio emitió una orden de pedido a la misma casa comercial donde el dirigente deportivo había comprado los insumos para su sede social por lo que se puede presumir la apropiación indebida de recursos del Estado.” sostuvo la jurista, Carol Schwerter.

Comentarios