Regresar a soychile
    Abrir en nueva ventana

    En prisión preventiva quedaron los tres acusados de secuestrar a un pescador de Talcahuano

    De acuerdo a la investigación, los involucrados, dos mujeres y un hombre, solicitaban el pago de una deuda de $900 mil por drogas. Se fijaron tres meses para investigar lo sucedido.

    En prisión preventiva quedaron los tres acusados de secuestrar a un mariscador de Tumbes, Talcahuano, y pedir $900 mil por su rescate.

    De acuerdo a la investigación, los involucrados, dos mujeres y un hombre, mantuvieron privado de libertad al hombre de 42 años, por una supuesta deuda que tenía por venta de drogas. Incluso, los imputados habrían amenazado con cortale los dedos si no se realizaba el pago.

    “Hay múltiples antecedentes, que hasta el momento, dan cuenta que las personas formalizadas habían retenido y privado de libertad con su voluntad a la víctima, y que incluso habían efectuado múltiples comunicaciones telefónicas con la madre de la víctima, con la finalidad de obtener el pago del dinero, precisamente bajo el encierro”, detalló el fiscal de Talcahuano, Julián Muñoz.

    De acuerdo al persecutor, la PDI, en conocimiento de lo sucedido, “dio con el paradero de uno de los imputados, en cuyo domicilio se encontró una cantidad de pasta base. Posteriormente, en las cercanías de la primera vivienda, dan con el paradero del afectado, quien resultó con múltiples lesiones que también fueron materia de la formulación de cargos”.

    Junto a esto, el fiscal Muñoz apuntó que “hay antecedentes que tienen que ser investigados, relativos a una relación sentimental que habría existido entre una de las imputadas y el afectado. También hay antecedentes que deben ser verificados, relativos a conductas de tráfico de drogas, efectuados al menos por los tres imputados. De acuerdo al relato de la víctima, además de ellos tres, otras personas lo abordaron, agrediéndolo y dejándolo sin posibilidad de huir o defenderse”.

    Finalmente, y respecto a las penas que arriesgan los involucrados, el fiscal explicó que “un delito de secuestro es un delito común, en el sentido que está en una ley de ordinaria aplicación, no en una especial. Ahora, afortunadamente no es un delito habitual en el país ni en la región. Es un delito que tiene gravedad y eso se manifiesta en las penas. Cuando se efectúa la privación de libertad de una persona bajo la solicitud de rescate, estamos con una figura que tiene una pena mayor que la mera privación, que en principio va desde los 5 años y un día a los 10 años”.

    Se fijaron tres meses para investigar lo sucedido.
    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más en soyconcepcion.cl