Abrir en nueva ventana

    Marcelo Díaz se emocionó al recordar la muerte de su hermano y el abandono de su padre

    En la edición del programa El Cubo que se emitió en Chilevisión, el seleccionado nacional recordó entre lágrimas los episodios de su vida personal.

    El jugador de la Roja, Marcelo Díaz, se emocionó hasta las lágrimas en el capítulo del programa El Cubo de CHV, al recordar la muerte de su hermano y el abandono de su padre a los 17 años.

    Por la partida de Gonzalo, quien se suicidió en 2003, el jugador del Celta expresó que esto "marcó un antes y un después en mi vida, mi infancia terminó a los 16 años. Tuve que ponerle el hombro a la situación, tratar de sacar a mi familia adelante. Estábamos todos en shock, sin entender la situación, pero la única respuesta que encontré fue salir adelante".

    "Nunca nos dimos cuenta. No vi nada raro, lo veía como alguien súper normal. Mis padres nunca sintieron ni notaron nada, hasta el día de hoy no encontramos respuesta. Siempre digo que es el ángel de la guarda que tenemos y él decidió dar su vida por la familia. Es la persona que de arriba me pavimenta el camino y yo debo seguir las señales".

    Al año siguiente vino un nuevo golpe familiar, cuando debido a una serie de problemas, su padre decidió dejar la casa.

    “Yo estaba más maduro por decirlo de alguna forma, pero el hecho de que se haya ido de la casa no tenía una lógica", dijo el futbolista.

    “Me acuerdo que él se iba a ir de la casa porque tenía otra mujer con la que quería hacer su vida. En ese momento no entendía lo que estaba pasando y le decía que no, que no se podía ir. Pero bueno, el tomó su decisión y se fue. Imagínate que tu padre te dice eso, es como chocante y no tiene sentido. Yo con él compartía practicamente todo y lo único que quería era que no se fuera, que siguiera al lado de nosotros, pero ni siquiera mis súplicas sirvieron”, sostuvo el seleccionado.

    'Carepato' además contó que su relación con su padre aún está en "stand by". "Pasó muy poco tiempo desde que se fue de la casa. Dejamos de tener contacto por cuestiones de la vida, por problemas, todo fue muy enredado". "No lo veo hace ocho años. Ya lo perdoné y todo este tiempo me ha servido para analizar, pensar y desearlo, porque al final yo también soy padre ahora y no me gustaría que el día de mañana mis hijos no tuvieran más contacto conmigo", sostuvo Díaz.

    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más de regiones