Pemex aseguró que una falsa alarma asustó a los trabajadores que hoy desalojaron el edificio

Algunos de los funcionarios de la petrolera mexicana abandonaron sus puestos al sentir olor a gas. La firma sufrió una explosión que dejó 37 muertos y más de un centenar de heridos, el jueves pasado.

Los trabajadores recordaron hoy a sus compañeros fallecidos. (EFE)
$ La empresa Petróleos Mexicanos (Pemex) aseguró que una falsa alarma asustó a los trabajadores que hoy desalojaron el edificio en el primer día de vuelta al trabajo, tras la explosión que dejó 37 muertos y más de un centenar de heridos el jueves pasado.

Según informa el diario El Universal de este país , el director general de la firma Emilio Lozoya atribuyó la evacuación a "(el olor que expelía de) una bolsa con comida podrida, y que asustó a la gente".

"No pasó absolutamente nada, las instalaciones han sido revisadas en su totalidad y no hay riesgo", añadió.

Hoy, los miles de empleados de Pemex regresaron a sus actividades. Fue el propio Lozoya quien los recibió y guardaron un minuto de silencio en memoria de las víctimas mientras una bandera mexicana ondeaba a media asta.

Las actividades comenzaron en los edificios del centro administrativo de Pemex, con excepción del B1 y B2, donde el pasado 31 de enero se registró una explosión debido, según el reporte preliminar de los peritos, a una acumulación de gas en el área de sótanos.

"Pemex más unido" es el lema colocado en una manta que cubre las mamparas que delimitan el área afectada por el incidente, donde continúan las labores de remoción de escombros.

Comentarios