Abrir en nueva ventana

    Rumania accedió a extraditar a Rafael Garay

    El ingeniero está requerido en Chile por estafa. Llegará a Chile a mediados de marzo. Apenas arribe, quedará detenido.

    La Corte de Apelaciones de Brasov, Rumania, determinó autorizar la extradición de Rafael Garay a Chile.

    Antes de que la Corte le comunicara su decisión, el  penquista informó que no apelaría a la determinación que se tomara. Al renunciar a ese derecho, Garay llegaría al país cerca del 18 de marzo, pues existe un plazo estimado de 30 días para tramitar su traslado. Mientras, permanecerá detenido en un cuartel policial. El Ministerio Público informó que cuando llegue a Chile, quedará detenido y será puesto

    de inmediato a disposición del tribunal competente para que la Fiscalía

    Centro Norte vuelva a formalizarlo. 


    Durante la audiencia -hasta donde llegó su pareja, María Runcan-, el chileno manifestó que en Chile no se dan las condiciones para tener un juicio justo, mientras que esta semana contrató a un nuevo abogado para defenderlo en Chile: a Rayniero García de la Pastora, quien comentó que Garay sí quería regresar al país, que lo estaba pasando mal y que había bajado mucho de peso.

    Garay es investigado por una presunta estafa piramidal en 37 casos y apropiación indebida por $ 1.800 millones, delitos por los que fue formalizado en ausencia. Según el fiscal que lleva la causa, José Morales, Garay arriesga penas de entretres y 

    cinco años y un día, pero como son delitos reiterados, la pena podría aumentarse en dos grados, llegando a 10 años de privación de libertad, pues además no tiene irreprochable conducta anterior.

    Garay se fue de Chile en septiembre pasado, asegurando a sus cercanos que se iba a París para tratarse un complicdo cáncer cerebral. Desde entonces estuvo inubicable, se supo que nunca se internó en la clínica que mencionó, que viajó por Tailandia y que vivía en Rumania con una mujer. En Chile su pareja estaba embarazada.


    Entre los detalles sobre el modus operandi del ingeniero, se supo que había estafado a Iván Núñez en más de $38 millones y a su esposa, Marlenne de la Fuente, en $78 millones. También que decía que el entonces técnico de la Selección Chilena, Jorge Sampaoli, tenía inversiones con él, de modo de ganarse la confianza de sus nuevos clientes.


    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más de regiones