Abrir en nueva ventana

    Uno de cada cinco jóvenes entre 15 y 24 años no trabaja ni estudia en Chile

    Los llamados "Ninis" alcanzan el 21% de la población en este rango de esta edad. La cifra es seis puntos mayor que el promedio de los países que integran la OCDE.

    Según un análisis de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico 2017, nuestro país tiene más horas de clases y también más jóvenes "Ninis" (que no trabajan

    ni estudian) que el promedio de países que pertenecen a la OCDE.

    Éste último fue uno de los resultados más relevantes de "Education at a Glance 2017", pues uno de cada cinco jóvenes entre 145 y 24 años cae en el perfil "Nini", los que alcanzan un porcentaje de 21%. Esta cifra es 6 puntos porcentuales mayor que el promedio.

    Los números son mayores cuando se trata de la población femenina, donde el 26% dentro de este mismo rango de edad no estudia ni trabaja.

    La académica de la Universidad Católica, María Luisa Muñoz, indicó a El Mercurio que la cifra es preocupante y agregó que este perfil provendría de sectores socioeconómicos más desfavorecidos.

    En tanto, el director ejecutivo de Acción Educar, Raúl Figueroa, precisó que esta alta cifra responde a factores culturales y para revertirlos, indicó que es necesario dar énfasis a la educación técnica de los establecimientos para que se incorporen tempranamente a las actividades laborales.

    Entre otro de los resultados destaca que Chile es el tercer país con la mayor cantidad de horas anuales de clase en séptimo y octavo básico, siendo superado solamente por Costa Rica y Colombia. Según el informe, esto se traduce en que los alumnos debieron pasar 1.157 horas en sus salas de clases en 2015, lo que está 453 horas por sobre el promedio OCDE.

    Uno de cada cinco jóvenes chilenos de entre 15 y 24 años no trabaja ni estudia, de acuerdo a un estudio dado a conocer este martes por la OCDE, titulado "Educación at a Glance 2017".

    Según consignó El Mercurio, en la investigación se indica que esta cifra corresponde al 21 por ciento de los jóvenes, lo que deja a Chile seis puntos porcentuales por sobre el promedio de los países de la OCDE.

    Estas cifras se acentúan en el caso de las mujeres, donde el 26 por ciento dentro de este mismo rango de edad no estudia ni trabaja, lo que fue calificado como "preocupante" por la académica de la Universidad Católica, María Luisa Muñoz.

    "Esta es una cifra alta y se explica desagregando cuál es el estudiante que ingresa a la universidad", comentó, recalcando que quienes acceden a la educación superior provienen mayoritariamente de los estratos socioeconómicos medios y altos, por lo que estos "Ninis" corresponden a los sectores más desfavorecidos.

    Otro de los indicadores destacados por la OCDE es que Chile es el tercer país con la mayor cantidad de horas anuales de clase en séptimo y octavo básico, siendo superado solamente por Costa Rica y Colombia.

    De acuerdo a la medición, los estudiantes debieron pasar 1.157 horas en sus aulas durante 2015, lo que está 453 horas por sobre el promedio OCDE.

    Lorena Medina, decana de la Facultad de Educación de la Universidad Católica, indicó que "cantidad no significa calidad" y que "todas las mediciones internacionales nos ubican por debajo del promedio OCDE en las habilidades básicas, como lenguaje y matemática".

    Desde la OCDE también señalan que Chile tiene el segundo arancel más caro en las instituciones públicas de educación superior, con un promedio de 7.654 dólares (un poco más de cuatro millones y medio de pesos).

    El primer país en este listado es Estados Unidos, donde el arancel promedia los 21.189 dólares, es decir, más de 13 millones de pesos.
    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más de regiones