Regresar a soychile
  • Tarifas Electorales
  • Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
Día de las regiones
Abrir en nueva ventana

Juzgado de Antofagasta ordena a universidad indemnizar a docentes despedidos por apoyar movilizaciones estudiantiles

Casa de estudios deberá pagar más de $28 millones a profesores por vulneración de derechos, además de un comunicado aclaratorio de su desvinculación. UCN aseguró que interpondrá los recursos judiciales correspondientes a lo resuelto por el juzgado.

El Juzgado de Letras del Trabajo de Antofagasta acogió la denuncia presentada por los docentes Patricio Meza Opazo y Christian Beyle Sandoval, luego de que fueran despedidos desde la Universidad Católica del Norte por apoyar las movilizaciones estudiantiles producidas en mayo del 2019.

El fallo ordenó a la casa de estudio el pago de $13.200.000 al profesional Patricio Meza y $14.956.974 Christian Alexander Beyle Sandoval, correspondientes a 6 remuneraciones conforme lo dispuesto en el artículo 489 del Código del Trabajo.

La universidad además deberá emitir un comunicado dirigido a la comunidad universitaria en que se explique que el despido de los docentes no tiene relación con los rumores y acusaciones sobre acoso o violencia de género producidas en ese entonces.

Se señala que, “(…) aparece claro que la desvinculación de los docentes provocó las suspicacia de la comunidad universitaria, que también se refleja en el comunicado emitido por el equipo directivo de la escuela de psicología, que invita a no generar mensajes-rumores que puedan afectar injustamente a terceros o debilitar confianzas; de todo ello se puede establecer que el despido extemporáneo de los actores, basado en una causal improcedente, dañó la imagen de los docentes despedidos, la que se vio afectada dentro de la comunidad universitaria, por lo que es posible establecer la existencia de tal vulneración, debiendo acoger la demanda y ordenar el pago de las indemnizaciones tal como en lo resolutivo se dirá, considerando que la base de cálculo para el pago de indemnizaciones no se encuentra controvertida”.

La resolución detalla que con los medios de prueba se logró acreditar que, “existió un comunicado ‘de vuelta a clases’, según lo sostiene la testigo Anna Marcelina Wlodarczyc, que este comunicado no fue consultado con los docentes, quienes no estaban de acuerdo con volver a dar clases porque no estaban dadas las condiciones para ello. También se establece que, según los testigos el día 03 de mayo del año 2019, efectivamente se efectuó una reunión, en la que se discutió cómo proceder al regreso a clases, que la testigo Katherine Valdivia, sostiene que como docentes sintieron que se les responsabilizaba como escuela por las movilizaciones; doña Anna Marcelina Wlodarczyc, reafirma lo anterior al señalar que se dijo que los psicólogos incentivaba ideas en los estudiantes”.

Se agrega que, “con la prueba documental se ha logrado establecer que ambos demandantes fueron despedidos por la causal de necesidades de la empresa, mediante carta aviso fecha el 10 de mayo de 2019, esto es siete días después de la comentada reunión. Según relatan los testigos ambos demandantes fueron despedidos mientras se encontraban en comisión de servicios en la ciudad de Santiago, así se desprende de las declaraciones (…) Los despidos se producen en el marco de movilizaciones estudiantiles, lo que llevó al cuerpo de delegados de la escuela de Psicología a emitir un comunicado aclaratorio que las desvinculaciones ‘no responden a denuncias y/o acusaciones referentes a violencia de género, acoso y/o abuso’”.

UCN

En relación al fallo (causa rol 282-2019), la Universidad Católica del Norte precisa que es respetuosa del Poder Judicial, no obstante, al no encontrarse firme y ejecutoriada la sentencia, interpondrá los recursos judiciales a lo resuelto por el Juzgado de Letras del Trabajo de Antofagasta. La Universidad quiere dejar en claro que la decisión se fundó en la ”causal necesidades de la empresa”; consta que contempló todas las prestaciones que por ley le asistía recibir a los trabajadores, y que percibieron en forma libre y espontánea como consta del mismo finiquito, sin reserva alguna por parte de los trabajadores. No hay otras razones o especulaciones que expliquen lo obrado. La Universidad es respetuosa de la persona y sus derechos; de aquello dan fe 60 años de historia y así desarrolla su labor con miles de académicos y personal de apoyo en las regiones de Antofagasta, Coquimbo y Metropolitana.

Más noticias

Más en soyantofagasta.cl