Regresar a soychile
  • Autos - quillota
  • Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
    Abrir en nueva ventana

    Peligra el plan de siembra de nubes en región de Valparaíso

    Rodrigo Baeza

    Gobierno Regional no entregaría fondos para el plan del ministerio de Agricultura, que también pretende implementarse en las regiónes de Atacama y Coquimbo.

    En serio riesgo de no ejecutarse se encuentra el plan del ministerio de Agricultura para aplicar un programa de bombardeo de nubes en la región de Valparaíso, para intentar aumentar las precipitaciones en las provincias más afectadas por la sequía.

    Lo anterior debido a que el Consejo Regional (Core) de Valparaíso, decidió apoyar con recursos otro tipo de iniciativas en apoyo del sector agrícola afectado por la escasez hídrica.

    El consejero regional Eduardo León, presidente de la subcomisión sequía explicó que el Core ya aprobó 800 millones de pesos, que serán aportados al Instituto de Desarrollo Agropecuario (Indap) para desarrollar diversos proyectos de apoyo a los pequeños agricultores.

    “Nosotros optamos por financiar proyectos paral a optimización del recurso agua, se aprobaron 800millones de pesos, y la mitad de esos fondos serán para la provincia de Petorca, para obras como profundización de pozos, acumuladores, bombas de agua, mejoras al riego extrapedial, conducción de aguas, obras permanentes que van a quedar para los beneficiados”, dijo León.

    Impacto v/s plazos

    El consejero León agregó que “el Core no es un organismo de emergencia, no está en las funciones del Core, para atender las emergencias está la intendencia y el gobierno central. El año pasado los fondos que aprobamos se demoraron casi 6 meses en llegar a los usuarios, no son a corto plazo y el debate que se generó en el Core, es cual era la mejor opción, como poder aportar dentro de nuestras posibilidades”.

    El presidente de la subcomisión sequía planteó que el proyecto de bombardeo de nubes debe ser financiado íntegramente por el ministerio de Agricultura.

    “Cuando se habló el bombardeo de nubes, lo entendimos como un plan del gobierno central, ya que es un programa para tres regiones. Es el gobierno central el que tiene la capacidad para desarrollar un proyecto de esas características, por la urgencia que se tiene para implementar el plan, nuestros recursos demorarán entre 4 a 6 meses en estas disponibles”, explicó Eduardo León.

    El consejero regional dijo que están abiertos a seguir conversando y analizando las solicitudes del ministerio de Agricultura, “pero no a todo le vamos a decir que si. Hay muchos proyectos presentados por los municipios, alcantarillado y otros. El seremi de Agricultura no puede seguir actuando como un alcalde. Con la declaración del zona de catástrofe, el ministerio de Agricultura tiene más atribuciones y podrá contar con más recursos para implementar más programas”.

    Seremi Agricultura

    El seremi de Agricultura Francisco Vial, explicó que la próxima semana espera poderse reunirse con los integrantes del Consejo Regional de Valparaíso, para analizar las alternativas para apoyar iniciativas de apoyo al sector agrícola.

    Sobre el bombardeo de nubes, dijo que se presentó un proyecto al Core para su financiamiento.

    “Estamos buscando en todos los lugares que sea posible, ya que es una tecnología que se va a usar en la tercera y en la cuarta. Sería muy lamentable que nosotros en la quinta no pudiéramos participar de los beneficios de obtener ese 10 o 15 por ciento más de lluvia”, explicó Vial.

    El programa tendría un costo de puesta en marcha de 408 millones de pesos, que contempla la construcción e instalación de los equipos para realizar el bombardeo de nubes, con un costo de operación mensual de 25 millones mensuales durante 6 meses, que incluye el personal, insumos y vehículos, para el funcionamiento del sistema.

    “Una parte es instalar los generadores y otra mantenerlos funcionando. Esta parte podría ser financiada por empresas tales como Esval, Codelco AngloAmerican, las municipalidades que también han manifestado a hacer un esfuerzo en su presupuesto y alguna minería intermedia también están dispuesto a colaborar, pero estamos en conjunto con el intendente buscando donde podamos encontrar el financiamiento para esta iniciativa”, dijo el seremi de Agricultura Francisco Vial.

    Desde Santiago

    Según informó el ministerio de Agricultura, el programa de bombardeo o siembra de nubes, deberá ejecutarse a partir del 1 de mayo, “principalmente en las regiones que presentan problemas de escasez hídrica, como Atacama, Coquimbo, Valparaíso y O'Higgins", precisó el ministro de Agricultura Luis Mayol.

    La autoridad encabezó una sesión del Comité Interregional de Déficit Hídrico, junto al ministro de Obras Públicas, Laurence Golborne, donde se anunció incluso que el próximo lunes se definirá la empresa que operará el proyecto de estimulación de precipitaciones.

    El Ministro Golborne destacó que esta iniciativa busca incrementar entre un 10 y un 20% las precipitaciones, dependiendo de las condiciones atmosféricas, "a lo que se suman una serie de medidas de largo plazo, tal como nos solicitó el Presidente Piñera, enfocadas a una política de creación de embalses, de infiltración de acuíferos existentes y a una revisión de otorgamientos de derechos de aguas en las diversas regiones del país".

    El secretario ejecutivo de la CNR, Felipe Martin, precisó que el próximo lunes 12 de marzo se realizará la quinta reunión de trabajo, durante la cual se definirá la empresa que se hará cargo del programa de siembra de nubes.

    Plan regional

    El plan para el bombardeo de nubes presentado por la secretaria regional ministerial de Agricultura junto a la empresa Hidromet, contempla instalar equipos para la estimulación de precipitaciones en las provincias de Petorca, San Antonio y la cuenca del Aconcagua.

    A diferencia de otros programas que usan aviones, el programa regional se contempla la modalidad de generadores terrestres de yoduro de plata, alternativa de mucho menor costo que el tradicional sistema aéreo, y que proporciona una efectividad similar.

    Se contempla instalar 19 generadores a lo largo de la cuenca del Aconcagua, una cantidad similar en Petorca y 9 equipos en la provincia de San Antonio, las que estarán emplazadas desde El Yali, en Santo Domingo, hasta Tunquén, en Algarrobo, con cerca de 47 estaciones de siembra de nubes.

    A lo anterior se suma una central de monitoreo y operaciones, centro de acopio del yoduro de plata y otros elementos propios de la operación del sistema y vehículos para el traslado del personal, entres los que hay meteorólogos, técnicos, supervisor y operarios de la maquinaria instalada.

    El disponer de más lluvias en las zonas mencionadas, permitiría recuperar más rápidamente las aguas subterráneas, aumentar los niveles de los embalses de la zona, como Peñuelas y Los Aromos, además de aumentar la cantidad de precipitación nival en la cordillera para utilizarla en verano con los deshielos.
    Tendencia en Facebook

    Más noticias

    VIDEOS

    ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

    Más en soyquillota.cl