• Tarifas Electorales
  • Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
País en movimiento
Abrir en nueva ventana

Soporte y conectividad: cómo invertir en un plan de datos inteligente

La cobertura y las TICs son factores indispensables para ofrecer un buen servicio a los clientes, pero ¿cómo elegir un plan de datos que se ajuste a la realidad de la empresa y su proyección?

Chile se prepara para las redes inalámbricas 5G, que son la última tendencia en el mercado tecnológico de las telecomunicaciones debido a su baja latencia, alta velocidad y mayor eficiencia en el consumo de energía. Mientras tanto, las suscripciones 4G alcanzan 16 millones, según la Subsecretaría de Telecomunicaciones.

Aunque la conectividad se extiende de Arica a Punta Arenas, la cobertura y la señal de internet varía en cada zona, por lo que las empresas deben considerar una serie de factores antes de elegir el plan y el proveedor adecuados a sus necesidades. En este sentido, el ingeniero en Telecomunicaciones y director de UTEM Virtual, Miguel Sanhueza, aconseja tener en cuenta el lugar en que se va a trabajar y si la cobertura de la empresa llega a ese punto.

Pero la señal no es lo único importante. La velocidad también es relevante y está derechamente relacionada con las tareas que ejecutamos. “Si debo estar transmitiendo por streaming, requiero que la velocidad de transmisión sea lo suficientemente buena y, además, que el alcance esté -ojalá- en el máximo. Las rayitas que cubren el pequeño triángulo en la parte superior del teléfono son las que indican la intensidad en la señal”, comenta el profesor de la UTEM.

Tanto la transmisión de audio como la de video requieren mucho ancho de banda para que la calidad sea óptima. Ahora, si la prioridad de la empresa es bajar información desde Internet más que estarla subiendo, como sería el caso de una videoconferencia o llamada telefónica, la señal puede ser un poco menor ya que, en general, no afectaría las descargas básicas.

Sanhueza recomienda fijarse en la fibra óptica, las antenas y los tipos de dispositivos que ofrece el proveedor. “A veces se considera que un teléfono de alta gama es lo mejor para todo, pero olvidamos que dispositivos de media gama cumplen muy bien con la navegación, sin necesidad de que tengas que invertir tanto”, dice. Y es que, aunque los primeros son visualmente muy tecnológicos, desde el punto de vista de la conectividad, salvo por la velocidad de sus procesadores, el plus entre uno y otro no se dispara considerablemente.

Finalmente, el sistema de soporte que la compañía ofrece es clave. “No considerar este detalle puede ser perjudicial para una empresa”, apunta el director de UTEM Virtual.

Tendencia en Facebook

Más noticias

VIDEOS

Más de regiones