• Tarifas Electorales
  • Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
Abrir en nueva ventana

Casos de homofobia se dispararon el 2018 y alcanzaron peak histórico

Diego Gotelli C. - HoyxHoy

Estudio del Movilh detectó 698 episodios de ataques y discriminación contra la comunidad LGBTI el año pasado, afectando en su mayoría a las personas trans.

No ha sido un inicio de año fácil para las personas lesbianas, gays, bisexuales, trans e intersexuales (LGBTI). En solo tres meses se han repetido los casos que afectan a esta comunidad por su orientación sexual y de género, como el anciano que en Año Nuevo fue quemado con agua hirviendo o un joven que fue golpeado en un bus del transporte público capitalino. El más reciente: un adolescente trans atacado en una plaza de Pedro Aguirre Cerda, a quien le marcaron una esvástica en el brazo.

En ese contexto, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) lanzará hoy su informe anual, con el catastro de vulneraciones a los derechos humanos de la diversidad sexual y de género, estudio que identificó al 2018 como un año récord en materia de maltratos contra la comunidad LGBTI. Según el documento, el año pasado se registraron 698 casos de homofobia y transfobia en el país, el peak histórico desde que se creó el estudio, hace 17 años.

De acuerdo al documento, las agresiones y discriminaciones constatadas el año pasado equivalen a un alza del 44% respecto de los 484 que hubo el 2017, y representan el 22% de todos los atropellos por orientación sexual y de género en casi dos décadas.

“Sin duda este contexto del 2018 fue el caldo de cultivo para los continuos ataques padecidos en estos meses del 2019 contra la población LGBTI. La diferencia es que recién en el último mes el Gobierno comenzó a condenar públicamente los abusos y a ayudar a los movimientos LGBTI a hacerles frente”, señaló el vocero de la agrupación, Óscar Rementeria.

Según el catastro, la mayoría de casos se deben a una discriminación o exclusión institucional, categoría en que se registraron 271 víctimas. Le siguen las 102 movilizaciones consideradas homofóbicas, y las 92 declaraciones públicas homo o transfóbicas.

Pero también hay episodios más graves, como los 3 asesinatos presuntamente por motivos de orientación sexual, las 58 agresiones físicas perpetradas por civiles, y 16 “atropellos policiales”. Esta última es de las que más preocupa al organismo, ya que en la década nunca se habían registrado más de 6 casos de este tipo por año. “El Estado se relajó frente a los abusos cometidos en sus dependencias y por sus funcionarios, y fue totalmente indiferente a los atropellos”, criticó Rementería.

El informe además culpa directamente a 58 instituciones y 404 personas de casi la totalidad de casos homofóbicos, a quienes catalogan como “los mismos sectores ideológicos de siempre”, pero que a diferencia de otros años esta vez habrían conseguido puestos de influencia y poder, señalando a la “Bancada Evangélica” del Congreso y a funcionarios y asesores de la misma religión que trabajan en el Gobierno, “lo cual constituye un peligro para los grupos históricamente discriminados”, alerta el texto.

El año trans


El estudio precisa que los más afectados por casos de odio fueron las personas trans, que agruparon el 39% de casos. Según el análisis de la agrupación, ello se podría deber al avance de la Ley de Identidad de Género y al triunfo de la película “Una Mujer Fantástica” en los Óscar, ya que más de 200 de los episodios de discriminación fueron para boicotear la norma o atacar a la actriz Daniela Vega.

Sin embargo, este escenario contrasta con un año que fue, según el Movilh, en el que más se debatió sobre los derechos humanos de las personas trans, tanto en Chile como en el mundo.

Más noticias

Más de regiones