• Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
País en movimiento
Abrir en nueva ventana

Chimanda Ngozi Adichie: "Si hombres leyeran a mujeres bajaría la violencia de género"

Natividad Espinoza R.

La escritora nigeriana inauguró ayer el "Congreso Futuro 2020" e invitó a soñar con que algún día el feminismo no sea de mujeres.

La novena versión del "Congreso Futuro" comenzó ayer con la charla de la popular escritora nigeriana Chimamanda Ngozi Adichie, autora de libros como "Todos deberíamos ser feministas" y "El peligro de la historia única". La licenciada en Comunicación y Ciencias Políticas, que se ha convertido en una de las feministas más destacas de la época y en una referente en temas de racismo y migración, agotó las entradas para su ponencia al cabo de una hora con las inscripciones abiertas.

La nigeriana comenzó su exposición en el Teatro Oriente (Providencia) diciendo que deberíamos empezar a soñar un futuro distinto, "donde ser feminista no sea cosa de mujeres".

Posteriormente se refirió a sus inicios en el mundo de las letras durante su infancia temprana, tiempos en que escribía historias con protagonistas, como dijo, "blancos de ojos azules que comían manzanas y jugaban en la nieve". Esto, debido a la influencia de la literatura que conocía hasta entonces, que era la que leía en la biblioteca de la Universidad de Nigeria, donde trabajaban sus padres.

Contó también que todo eso cambió en cuanto empezó a leer a autores africanos. Fue entonces que comprendió que la gente como ella -a diferencia de lo que pensaba cuando era más pequeña- también podía protagonizar historias y comenzó a otorgarles a ellos los roles principales en su literatura.

A través de esta anécdota dio a entender la importancia de la representación, pero aseguró que leer historias sobre personas que son parecidas a uno es tan importante como leer sobre gente distinta, puesto que "ayuda a entender mejor este complejo y diverso mundo".

Hombres y mujeres

Mediante otra historia, la de un amigo europeo suyo que compró copias de la biografía de Michelle Obama para regalárselas a sus amigas, la escritora puso en la mesa el tema del feminismo.

"¿Por qué no le diste el mismo regalo a tus amigos hombres?", le preguntó ella. Y sola se respondió: "Para él, las historias de mujeres le son ajenas". No obstante, manifestó que desde su infancia ella leyó historias de hombres y buscó el modo de identificarse con ellos.

Esto la llevó a preguntarse por qué se asume que lo masculino es la norma e invitó al público a ampliar la idea de lo que es normal.

"Está documentado que los hombres leen hombres y las mujeres leen hombres y mujeres. Si los hombres leyeran a mujeres, estoy segura de que hasta bajarían los niveles de violencia de género, que hoy se ha convertido en una epidemia", aseguró.

Agregó que cuando niña no leía a feministas, puesto que le "bastaba con ver cómo funcionaban las cosas (...) El mundo no le daba la misma dignidad a mujeres que a hombres".

Ejemplificó con que en su entorno a las mujeres se les enseñaba a no ser ambiciosas "para no intimidar a los hombres, para no dañar su ego".
Tendencia en Facebook

Más noticias

VIDEOS

ZOOMCHILE #FOTOSGRANDES soychilecl

Más de regiones