Regresar a soychile
  • Autos - quillota
  • Tarifas Electorales
  • Actualidad
  • Deportes
  • Entretención
Abrir en nueva ventana

Triste realidad en Lo Gamboa: una hora de agua cada dos días

En diciembre de 2020 comenzó a bajar el caudal del pozo del cual vecinos extraían el recurso. "Nunca hemos tenido grandes problemas, teníamos pozo y de repente empezó a bajar debido a la sequía. Somos aproximadamente 130 familias", explica Mónica Correa, secretaria del directorio del APR.

El sector de Lo Gamboa se ubica en la comuna de Limache, colindando con lo que vendría siendo Olmué. Allí los residentes se abastecen de agua con un APR que existe hace varios años. "Nunca hemos tenido grandes problemas, teníamos pozo y de repente empezó a bajar debido a la sequía. Somos aproximadamente 130 familias", explica Mónica Correa, secretaria del directorio del APR.

La dirigente, que vive en el lugar, cuenta que en diciembre de 2020 comenzó a bajar el caudal del pozo del cual extraían el agua, al punto que ya era preocupante.

En razón de eso, hicieron las averiguaciones para instalar otro pozo, más profundo, para recuperar el suministro. ¿El problema? El costo.

"El pozo profundo, de 70 metros, valía como diez millones de pesos, porque se cobra por metro. Teníamos que pedir plata, porque obviamente estábamos en cero. De repente, por estas cosas políticas salió la posibilidad de hacerlo gratuito a través de un contacto que alguien hizo", relata.

Así fue como en enero de este año se inició la faena para implementar el nuevo pozo, pero no se pudo llegar a un final satisfactorio.

En palabras de Mónica, "llegó, extrañamente o maravillosamente, una cuadrilla de la Dirección de Obras Hidráulicas (DOH) a trabajar al frente de mi casa, porque justo ahí encontraron, a través de eso varilleros que le llaman, que el sector mejor para hacer un nuevo pozo era justo al frente de mi casa, que queda en un sector central de Lo Gamboa, Callejón Correa se llama".

Los trabajos avanzaban de buena forma, pero la maquinaria utilizada sufrió un desperfecto mecánico y no se pudo continuar la obra. La excavación logró avanzar hasta un punto entre 45 y 50 metros, avance que hasta el día de hoy no ha sido superado.

En cuanto al otro pozo, la cantidad de agua ya es exigua. "Llegamos a la triste realidad de recibir una hora de agua cada dos días", grafica Mónica con pena.

Las pruebas de bombeo del pozo nuevo expusieron un caudal de 1,5 litros por segundo, cuando lo ideal serían 5.

Mónica sostiene que la última información que recibió es que se iba a gestionar la habilitación de este nuevo pozo, pero teme que no sea una solución definitiva, además todavía no es habilitado.

"Lo que nosotros queremos y pretendíamos es que ese pozo nuevo nos durara, porque imagínate que dure un año, ¿qué pasa el próximo año? Quedaríamos en las mismas", reflexiona.

Por ahora los residentes sobreviven con la poca agua que queda en el pozo, y quienes tienen los medios, la compran en estanques, con la esperanza de que su problema se solucione pronto.

EN SEPTIEMBRE

La Estrella de Quillota consultó sobre este tema a la Seremi de Obras Públicas y nos expresaron que "el ministerio de Obras Públicas, a través de la Dirección de Obras Hidráulicas, está trabajando para licitar un contrato para mejorar el abastecimiento del Sistema Sanitario Rural de Lo Gamboa. En este contrato se incluirá la habilitación del pozo construido para conectarlo al sistema y, además, se construirá y habilitará un segundo pozo para asegurar el abastecimiento de la comunidad de este sector de Limache. Se espera que estas obras puedan iniciarse durante el mes de septiembre próximo con una inversión estimada de 400 millones de pesos".

El seremi recordó que el abastecimiento para el consumo humano es una prioridad para el MOP y así se ha estado trabajando para asegurar el agua a las comunidades de la Región de Valparaíso".

Más noticias

Más en soyquillota.cl